¿Por qué no roncamos cuando estamos despiertos?

Cuando te duermes, los músculos de tu garganta se relajan.

La respiración hace que el tejido relajado vibre. Cuando estás despierto, tus músculos no están relajados, por lo que los ronquidos no ocurren.

Supreme Content

More Interesting